Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

¿Por qué la inteligencia empresarial es importante para tu negocio?

  • Estrategias

Empresa datos

La inteligencia empresarial se ha convertido rápidamente en una palabra de moda en nuestra economía global. Puede ayudar a crear una estrategia, mejorar la toma de decisiones y es esencial para una gestión eficaz, sea cual sea el tamaño de tu negocio.

Quizá te interese...

DevOps: cómo fomentar la agilidad de tu negocio

Principales retos de los CIO en un mundo cloud nativo

Gestión de vulnerabilidades (IT Webinar) 

Dominando la complejidad operativa de las aplicaciones IoT

La inteligencia empresarial es un medio para organizar y analizar información relevante dentro de una compañía determinada. Se usa principalmente para detectar tendencias, como un aumento en los precios o las fluctuaciones monetarias. También puede monitorizar cómo afectará un evento político a un negocio, como el Brexit, por ejemplo. Y lo que es más importante, también ofrece una valiosa información sobre tus clientes.

El cliente es más importante que nunca, y tiene sentido que una empresa rastree sus hábitos de compra. Puede ver exactamente qué es lo que compra, cuándo lo compra, en qué cantidad y cualquier producto relacionado con esa compra. Esto puede proporcionar información valiosa a nivel de marketing, ventas y satisfacción del cliente. Una vez que hayas descifrado esta información, puedes aumentar fácilmente las ventas y retener a los clientes, entendiendo exactamente lo que necesitan.

Otro beneficio clave es que la inteligencia empresarial funciona como un Gran Hermano para la administración de tu empresa. Permite hacer un seguimiento de las existencias, las entregas, las gamas de productos y, lo que es más importante, el rendimiento de tu personal. Un buen sistema de inteligencia empresarial también mantendrá un registro de los principales eventos financieros, como la facturación, la facturación y el pago. Huelga decir que esto es esencial para el seguimiento de las pérdidas y ganancias. La inteligencia empresarial te permite ajustar estos procesos, al tiempo que resalta las áreas de mejora. Si bien este tipo de administración a menudo se realiza de forma manual, la inteligencia empresarial facilita lo que puede ser una tarea bastante ardua.

Con toda esta información a mano, es posible que no sepas qué hacer con ella. Recolectar esta información es una cosa, pero usarla en tu beneficio es otra. El análisis de los datos proporcionados te permitirá tomar decisiones estratégicas sobre el futuro de su empresa. Al identificar patrones, puedes conectar fácilmente los puntos y formular un plan exitoso. Esto es crucial para aprovechar las oportunidades y mejorar las áreas de tu negocio que pueden haber pasado desapercibidas o ser consideradas irrelevantes para obtener ganancias.

También es evidente que los sistemas de inteligencia empresarial también mejoran en gran medida la eficiencia. Al digitalizar los sistemas que generalmente se administran manualmente, la productividad se vuelve mucho más precisa. La comunicación es mucho más fácil y se puede ahorrar tiempo, ya que se reduce la necesidad de pasar períodos de tiempo significativos informando sobre los datos. Esto te permite enfocar tus energías en las decisiones clave y cómo pueden beneficiar a su empresa en el futuro.