Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las empresas prevén multiplicar por tres su personal dedicado a big data

  • Estrategias

Analitica Big Data

El 78% de las empresas que definen su cultura como muy analítica, consideran 'alto o muy alto' el impacto de sus proyectos en big data y advanced analytics. La dificultad para obtener datos y la falta de una cultura analítica son las principales barreras a la hora de hacer tangibles los resultados de negocio de los proyectos.

  Te recomendamos... 

Transcurridos unos siete años desde la irrupción de Big Data y Advanced Analytics (BDAA), ambos conceptos son ya un tema prioritario en la agenda de los directivos de las compañías. De hecho, las empresas prevén multiplicar por tres su personal dedicado a big data en los próximos tres años. Así se desprende del informe “Adopción e impacto del big data y la advanced analytics en España” de ESADE, en que se avanza que el 55% de las empresas participantes en el estudio consideran que todavía no tienen una cultura de toma de decisiones basadas en datos, mientras que el 40% reconocen que no tienen un rol de liderazgo específico en este ámbito, o lo tienen desde hace menos de un año. Solo una minoría, en torno al 25%, reconoce tener un liderazgo consolidado en el sector, con tres o más años de antigüedad.

Es relevante destacar que, cuanto más analítica es la cultura de una empresa, mayor éxito y mayor retorno obtiene en sus proyectos. En este sentido, el informe revela que el 78% de las empresas que definen su cultura como muy analítica, consideran “alto o muy alto” el impacto de sus proyectos en BDAA.

Dentro de los perfiles de profesionales de BDAA, destacan fundamentalmente dos: los data scientists, encargados de realizar análisis avanzados, y los data managers, responsables de aportar visión de negocio para orientar y liderar los análisis de los data scientists, y de extraer recomendaciones para la toma de decisiones. Las empresas encuestadas cuentan con equipos de entre 5 y 20 personas, según si son pequeñas y medianas o grandes. Las empresas consideran que este tipo de talento “todavía es escaso” en nuestro país y mayoritariamente valoran como bastante o muy difícil encontrar estos perfiles. Puntúan con una media de 7,7 la dificultad de encontrar data scientists y con un 7,6 la de data managers. El informe también determina que las empresas prevén aumentar de forma muy significativa el número de perfiles analíticos, multiplicando por tres los data scientists, y por 2,5 los data managers en los próximos tres años.

En las empresas se aprecia también una fuerte vinculación de Big Data y Advanced Analytics a la digitalización, tanto de productos y servicios como de procesos. Preguntadas sobre la visión y las aportaciones que esperan de BDAA, el 68% de las empresas encuestadas vinculan big data y la analítica avanzada, principalmente, con la mejora de la relación con el cliente. Las empresas participantes también coinciden en señalar que otros factores relevantes para incorporar BDAA son la reducción de costes y la optimización de los procesos, así como la mejora y la innovación en productos y servicios.

A pesar del reconocido impacto y la transversalidad de los beneficios de la gestión de datos, las empresas manifiestan que se enfrentan a algunos problemas a la hora de hacer tangibles los resultados de negocio de los proyectos. Destacan, especialmente, dos factores, que son compartidos por cerca del 60% de las empresas: la dificultad a la hora de obtener datos o de garantizar la calidad de los mismos, y la falta de una cultura analítica arraigada en la compañía, que facilite la comprensión de los modelos analíticos. Además, integrar los nuevos modelos, herramientas y procesos con los ya existentes, así como garantizar su integridad y minimizar los riesgos operativos, son otras de las barreras que más se destacan. No obstante, esta última barrera pierde relevancia y se reduce al 19% en las empresas cuyas unidades de BDAA fueron creadas al menos tres años atrás.