Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Pautas para convertir tu pyme en una organización 'data-driven'

  • Estrategias

seguridad big data analisis

Crear una estrategia, un método y una cultura empresariales basada en datos, lleva tiempo y supone un coste inicial, que puede ser un freno o una resistencia para muchas empresas medianas y, sobre todo, pequeñas. Los marketplaces de algoritmos y datos y los científicos de datos externos ayudan a solventar este problema.

Convertirse en una empresa guiada por los datos supone un redimensionamiento estratégico de la base del negocio, en la que se verán afectados la cartera de productos, los canales de distribución y la forma de relacionarnos con los clientes, pero también los desarrollos tecnológicos e incluso la descripción de puestos dentro de la organización. Es cuestión, por tanto, de trabajar sobre productos y procesos clave para configurar una estrategia fundamentada en el gobierno de datos, empleando metodologías sofisticadas de análisis y creando equipos ágiles, colaborativos y multifuncionales, con el propósito de aumentar la base de conocimiento de la empresa.

Ayúdanos a conocer cuáles son las tendencias tecnológicas que se impondrán en la empresa el próximo año y más allá, y cómo se está construyendo el futuro digital.

El problema es que las empresas pequeñas y medianas no tienen recursos para aplicar estos cambios dentro de su organización. Como señala un artículo de Pablo Blasco, socio de Intrendia, crear una estrategia, un método y una cultura empresariales basada en datos, para generar productos y servicios lo más adaptados posible a las necesidades de los clientes, lleva tiempo y supone un coste inicial, que puede ser un freno o una resistencia para muchas empresas medianas y, sobre todo, pequeñas. Afortunadamente, las pymes se pueden beneficiar de dos tendencias.

La primera es la existencia de marketplaces de algoritmos y datos de pago por uso, que posibiliten no efectuar cuantiosos desembolsos iniciales en desarrollos internos que supongan un lastre financiero.

La segunda es la aparición de científicos de datos externos, como consultores, o incluso directivos a tiempo parcial, que puedan dar forma a la estrategia de datos de la empresa, para que esté focalizada en los nuevos requerimientos de mercado. Al igual que una empresa puede contratar a empresas de consultoría para otras áreas de actividad, la ciencia de datos también es una actividad propicia para que muchas empresas accedan a este nuevo marco de competición.

TAGS Big Data, PYME