Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Acaba con las limitaciones técnicas de los sistemas PBX heredados

  • Comunicaciones

NFON smartworking

Con un PBX convencional, la mayoría de problemas de hardware o funcionales no pueden resolverse mediante mantenimiento remoto. Eso sin contar con que muchas empresas carecen del personal y de los conocimientos técnicos necesarios para configurar y mantener la central telefónica. El cambio a la telefonía en la nube acaba con el problema.

El PBX convencional no puede satisfacer las necesidades de una fuerza laboral dispersa. Como señala NFON, estos dispositivos generalmente se encuentran en el sótano o en la sala de servidores del edificio de oficinas. En caso de problemas de hardware o funcionales que no pueden resolverse mediante mantenimiento remoto, un empleado debe viajar a la sede de la empresa para corregir el fallo, lo que, en plena pandemia, puede implicar riesgos adicionales para la persona en cuestión. La comunicación por teléfono y fax incluso puede fallar por completo hasta que alguien se desplace para restaurar la funcionalidad del sistema reiniciando o reparándolo.

Muchas compañías también carecen del personal y de los conocimientos técnicos necesarios para configurar y mantener la central telefónica o reparar fallos importantes. Para configurar estaciones de trabajo domésticas o para que el sistema vuelva a funcionar después de un fallo, generalmente se necesita la ayuda de un proveedor de servicios TIC. Sin embargo, estos proveedores de servicios están actualmente sobrecargados debido al Covid-19, por lo que los largos tiempos de espera son la regla. Mientras tanto, los empleados no pueden acceder al sistema telefónico, y los pedidos y los clientes se pierden, lo que representa un desastre en una situación económica ya tensa.

Una central PBX basada en la nube, si está diseñada de forma redundante y con alta disponibilidad, es mucho menos susceptible a fallos. Todas las funciones se pueden configurar y administrar a través de un navegador de Internet estándar, y la administración central es fácil de hacer, ya que la mayoría de las funciones se pueden configurar de forma independiente con la funcionalidad de autoservicio.

El cambio a la telefonía en la nube implica muy poco esfuerzo administrativo, ya que es plug-and-play. El primer paso es crear una cuenta de cliente e iniciar sesión como administrador. Tu propio sistema telefónico en la nube se puede configurar con unos pocos clics. El proveedor o tu socio de servicio se ocupa de los detalles técnicos, como la portabilidad numérica o los problemas de hardware.

Ventajas de la telefonía en la nube

El mercado de sistemas de telefonía en la nube está creciendo constantemente. De 2017 a 2022, las extensiones en la nube aumentarán de 13 millones a 26 millones en Europa. Facilidad de uso, independencia total y fiabilidad son las credenciales de los sistemas de telefonía en la nube como los de NFON. Si quieres conocer más sobre estas soluciones puedes visitar este enlace