Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Factores a tener en cuenta a la hora de cambiar de ERP

  • Productividad

portatil apps daas

Según el informe de SoftDoit Estado actual y futuro del software en España 2019, más de un 79% de las empresas ya utilizan un Software ERP de gestión empresarial. Si tu empresa está pensando en incorporar un ERP o tienes que cambiar el que se utiliza hay una serie de claves a tener en cuenta.

Gestionar una empresa nunca ha sido una tarea fácil para los empresarios, especialmente para las pequeñas y medianas empresas, donde es habitual encontrar datos duplicados en departamentos como contabilidad, operaciones, cadena de suministro y ventas, pero, gracias a nuevas herramientas ERP que se han desarrollado en los últimos años, ahora es posible conectar todas esas áreas en una única plataforma común. Si tienes pensado cambiar de ERP he aquí unos elementos a tener en cuenta antes de tomar una decisión.

Recurrir a una empresa consultora

El proceso de digitalización de una empresa pequeña suele requerir de algunos conocimientos tecnológicos, que en numerosas ocasiones no se disponen internamente. Por eso es importante contar con un partner que ofrezca un servicio de consultoría para ayudar a elegir las mejores soluciones para cada empresa, que ofrezca asesoramiento según el estado digital de la compañía y sus necesidades.

Conexión con otras herramientas

Una de las mayores ventajas de un ERP es su conexión con otras herramientas que se utilizan en el día a día. Las opciones que te permite la solución son muchas, pero lo más importante es que te permite dejar de trabajar con múltiples herramientas y tratar de adaptarlas para que trabajen juntas. Asimismo, se acaban la preocupación por el cumplimiento legal y la seguridad y los informes realizados manualmente, para poner el foco en hacer crecer el negocio.

Inteligencia de negocio

Las soluciones ERP te aportan inteligencia de negocio, lo que permite llevar un negocio de una manera más profesional y precisa. Existe la posibilidad de crear flujos de trabajo o workflows, descubrir nuevas tendencias y predecir los problemas antes de que lleguen. Y todo ello sin tener grandes conocimientos de big data analytics ni altas competencias tecnológicas.

En la nube

La actualización de las soluciones locales puede llegar a ser realmente compleja, mientras que las soluciones en la nube están siempre vivas, en continuo funcionamiento y actualización. Lo que se consigue es evitar los inconvenientes que tiene el detectar nuevas actualizaciones, gestionar su aplicación y asegurarse de que los datos no han sufrido cambios. En un momento en el que la evolución de la tecnología es imparable, disponer de soluciones que avancen al ritmo que exige el entorno es clave para competir en el mercado a lo largo del tiempo.

Adaptabilidad

Las necesidades de cada empresa son totalmente diferentes, tanto por su tamaño de negocio, el sector y la facturación. Por eso a la hora de elegir un ERP para integrar en los procesos productivos de la compañía hay que tener en cuenta una solución que sea fácil de implementar, pero sobre todo que cubra todas las áreas y los procesos internos. El objetivo es obtener una visión completa del comportamiento del negocio para poder hacer las mejoras oportunas, detectar oportunidades y hacer seguimiento de la rentabilidad.