Ocho tendencias que marcarán la evolución de la cloud en 2022

  • Actualidad

tendencias cloud

Syntax anticipa las tendencias que van a marcar la evolución de la informática en la nube durante 2022, en un contexto de digitalización acelerada, en el que este modelo se ha convertido en la base de gran parte de los procesos de transformación que están llevando a cabo las organizaciones.

Estas son las primeras predicciones realizadas por la compañía, desde que anunció el pasado 8 de noviembre la plena integración de Linke en Syntax, dentro de su práctica de especialización en migraciones SAP a AWS.

“Está claro que los despliegues de esta tecnología están en línea con las prioridades de la agenda de los CIOs para abordar las necesidades empresariales más acuciantes que han surgido de la pandemia, como impulsar el crecimiento y la innovación, conectar con los nuevos hábitos de consumo mejorando la experiencia del cliente. Todo ello precisa de unas bases técnicas de escalabilidad y flexibilidad, que aportan las estrategias digitales”, subraya Joaquim Alfaro, director de Consultoría Cloud de Syntax, que ha coordinado el trabajo de reflexión de un grupo multidisplicar, compuesto por profesionales de las áreas de Asesoramiento y Ejecución de Proyectos, Desarrollo de Productos y Comercial.

Este equipo de especialistas ha concluido que, en un estado de madurez del modelo, las inversiones cloud de las empresas van a seguir las siguientes tendencias:

1. Cambio de enfoque en la ejecución en las migraciones Son numerosas las empresas que han trasladado sus sistemas críticos a cloud, y esta tendencia va a continuar creciendo en 2022. Hasta ahora, gran parte de estos proyectos han utilizado un enfoque “Lift and Shift”, consistente en mover una aplicación on-premise y sus datos sin rediseñarla. A medida que las empresas adoptan estrategias ‘cloud-first’, van a aumentar los despliegues basados en refactorización (‘refactoring’), que implican una reconstrucción completa de las aplicaciones, y los basados en optimización de los sistemas operativos y las aplicaciones (‘replatforming’). El objetivo es conseguir que sean más eficientes en un entorno de nube para aprovechar mejor las capacidades de escalabilidad y flexibilidad, y así obtener más rápido y reducir costes.

2. Más atención a las fases previas y posteriores del despliegue cloud A medida que la nube se convierte en más crítica para las organizaciones, estas son más conscientes de que para que los proyectos se desarrollen con éxito, su estrategia en este campo tiene que estar alineada con los objetivos de la empresa. Por esta razón, cobra relevancia la fase de planificación de las iniciativas y la evaluación previa del punto de partida antes de llevarlas a cabo. Además, considerarán más importante el establecimiento de métricas, que les permitan valorar los resultados obtenidos, en términos de rendimiento, velocidad de entrega de los servicios, ahorro de costes, etc.

3. Optimización y automatización. Aquellas empresas que ya han trasladado sus infraestructuras y sistemas a cloud, querrán avanzar al siguiente nivel para aprovechar las inversiones realizadas en este ámbito. La idea es, según los expertos de Syntax, alinear el gasto con los objetivos de negocio aplicando metodología y las mejores prácticas, para sacar partido a la agilidad, los servicios y la innovación que proporciona esta tecnología. Asimismo, va a ser fundamental poder automatizarlos para eliminar tareas rutinarias para los departamentos de tecnología.

4. Integración de los diferentes entornos. También será esencial, ahora que se han impuesto los modelos multicloud e híbridos, integrar los diferentes entornos de nube para que las empresas puedan mover las cargas de trabajo al entorno que más les convenga en todo momento para sacar un valor real de sus inversiones en cloud.

5. Todo como Servicio. A lo largo de 2021 se ha percibido una marcada tendencia hacia el consumo de la tecnología como servicio, lo que se denomina XaaS. En 2022 se va a acentuar impulsada porque el trabajo híbrido está dando como resultado empresas más distribuidas. Esta evolución hace que los recursos tecnológicos tengan que estar disponibles y accesibles en todo momento y desde cualquier lugar, y cloud proporciona escalabilidad, flexibilidad y rapidez en los tiempos de entrega de los servicios digitales a la organización.

6. Iniciativas para aprovechar el potencial de las tecnologías emergentes Los esfuerzos de las compañías en transformación están centrándose en preparar su infraestructura para los actuales retos y poner las bases de su crecimiento en el futuro, para lo que será necesario dotar de inteligencia a sus operaciones y poder tomar decisiones en función de los datos. Por eso, las empresas van a incluir en su hoja de ruta de innovación proyectos que les permitan aprovechar las capacidades de tecnologías de Inteligencia Artificial y Machine Learning, Big Data y Analítica o Internet de las Cosas.

7. Proyectos cloud para mejorar la experiencia del cliente. Estamos en un momento en el que las empresas necesitan crear relaciones de confianza con sus clientes, aumentando su satisfacción y su lealtad. Por tanto, es preciso reforzar los servicios de atención al cliente con estrategias omnicanal y aprovechar los canales de comunicación, tanto los tradicionales, como el teléfono, como los digitales (web, chat, redes sociales, chatbots, etc.). Esto en entornos cloud se consiguen con la migración de los contact centers, y el año que viene aumentarán este tipo de iniciativas.

8. La seguridad, el gobierno de los datos y el control de costes, en el punto de mira de todos los despliegues Todo proyecto cloud que lleven a cabo las organizaciones en 2022 prestará especial atención a estas tres cuestiones, identificadas por las empresas como puntos de fricción que pueden frenar sus inversiones en cloud. Para el equipo de Syntax, ante el complejo panorama de amenazas, proveedores de infraestructura cloud, los partners que acompañan a las compañías en sus iniciativas en la nube y las propias organizaciones tendrán que cooperar estrechamente para establecer una sólida postura de seguridad. En lo que respecta al gobierno de los datos, creen que las empresas pondrán el énfasis en adoptar medidas que permitan conocer dónde residen los datos,  clasificados, garantizar que están disponibles, accesibles y seguros, para garantizar la continuidad de negocio. En lo que control de costes se refiere, piensan que las empresas empezarán a demandar el uso de metodologías, como FinOps, que permitan dimensionar bien los recursos y que eviten gastos innecesarios.

Los especialistas de Syntax cierran su reflexión subrayando que las diferentes plataformas en la nube están reforzando su presencia en España para ofrecer mayor cercanía a sus clientes corporativos, lo que contribuirá a impulsar la digitalización e innovación de la empresa española. Por ejemplo, AWS abrirá en 2022 su primera región cloud en España, concretamente en Aragón, donde se ubicarán tres centros de datos, una inversión que hará que el PIB de la región alcance los 500 millones de euros. “España va a ser un punto estratégico de AWS en Europa, al mismo nivel que Dublín, Frankfurt, Londres, París, Estocolmo y Milán, donde ya tiene sedes, y esto redundará en una mayor capacidad de despliegue de servicios cloud basados en la nube pública para las organizaciones”, concluye Joaquim Alfaro.

Más información 

Cloud se ha convertido en la clave de las empresas que están abordando procesos de transformación digital y necesitan disponer de una infraestructura que les aporte la flexibilidad, la agilidad y la escalabilidad necesarias para crecer, al mismo tiempo que controlan los costes. Si quieres conocer cómo Linke, compañía de Syntax, especialista en migraciones de sistemas a la nube, puede ayudar a tu organización a conseguir los resultados que espera de este modelo, solo tienes que seguir este enlace