Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La sucursal bancaria del futuro es digital, multiservicio y centrada en el cliente

  • Estrategias

Auriga sucursal

Con el cliente como centro de las estrategias innovadoras de los bancos, la trasformación de sucursal se basa en la perfecta integración de los distintos canales bancarios; la adopción de modelos de sucursal radicalmente nuevos, con ATM multifunción; y la digitalización y automatización avanzadas para mejorar los procesos internos, señala Auriga.

La oficina bancaria, tal y como la conocemos, seguirá siendo un canal importante en el escenario financiero, ya que su función es imprescindible tanto para el acceso a efectivo como para la oferta de servicios de valor añadidos destinados a particulares y empresas, reforzando así la propia vocación de espacio de asesoramiento y venta. Y es que, a pesar de la constante migración de los usuarios hacia el móvil y la aparición en escena de los bancos totalmente digitales, que desafían la banca tradicional con una oferta de servicios innovadores, para algunos servicios el cliente sigue prefiriendo la interacción humana y rechaza el concepto de banca “deshumanizada”.

Considerando estas cuestiones, el reto para la banca se centra en renovar su propia oferta digital y reforzar el valor de las propias fortalezas, con una perspectiva de sucursal del futuro centrada en el cliente en la que este se sitúa en el centro de las estrategias innovadoras de los bancos.

Según Auriga, en el contexto de la banca omnicanal, la trasformación en sucursal evolucionada se basa en tres factores principales que incidirán profundamente en la profesión y las competencias del personal de la oficina bancaria: la perfecta integración de los distintos canales bancarios; la adopción de modelos de sucursal del futuro radicalmente nuevos, sin cajeros y con ATM multifunción; y la digitalización y automatización avanzadas para mejorar los procesos y las competencias internas con un impacto positivo en el modelo operativo de las sucursales, incluyendo las ventas personalizadas basadas en datos y la gestión de las demandas en tiempo real.

Los espacios se rediseñan y las inversiones se centran en la realización de formato tipo “hub”; en desarrollar digitalmente los procesos de acogida y atención al cliente; en especializarse en el asesoramiento de servicios financieros; y, por último, aunque no menos importante, en elegir una colocación específica en zonas de mayor afluencia.

Más información 

El sector bancario está en plena transformación. Jugadores como Auriga están siendo claves en la innovación que se está llevando a cabo en segmentos como los cajeros automáticos, los sistemas de pago o la banca online y móvil. Puedes conocer más detalles de la propuesta de Auriga en este enlace.