Siete puntos clave para crear una estrategia empresarial en la nube

  • Estrategias

nube cloud

Migrar a la nube sin una estrategia cloud clara da como resultado patrones de adopción ad hoc, lo que da lugar a costes más altos, a una administración desarticulada, a vulnerabilidades de seguridad y a una insatisfacción general con los resultados obtenidos. Gartner ofrece una serie de pautas para desarrollar una estrategia exitosa.

A medida que el uso de los servicios en la nube continúa creciendo, los arquitectos empresariales y los líderes de infraestructura y operaciones (I&O) deben crear una estrategia cloud para sus organizaciones. Como señala Raj Bala, director senior de investigación de Gartner, "una estrategia cloud es fundamental para todas las organizaciones y debe ser un punto de vista conciso sobre la nube y su función en la organización”. Gartner señala siete elementos clave para formular una estrategia de nube pragmática:

1. Asegurarse de que la estrategia cloud siga la estrategia empresarial

Las estrategias de negocio varían significativamente según las organizaciones. Es crucial que los arquitectos empresariales y los líderes de I&O se aseguren de que su estrategia en la nube se alinee y apoye activamente la estrategia de negocio de su organización, independientemente de si proporciona servicios al consumidor, servicios empresariales u otros productos.

2. Evaluar riesgos para abordar la seguridad, el cumplimiento y otras preocupaciones cloud

Al establecer una estrategia en la nube, los arquitectos empresariales y los líderes de I&O deben evaluar los siguientes tipos de riesgo relacionados con la nube: riesgo de agilidad, riesgo de disponibilidad, riesgo de seguridad, riesgo de proveedor y riesgo de cumplimiento. Los posibles riesgos deben sopesarse con los beneficios potenciales de manera equilibrada y conforme.

"La gestión de riesgos debe ser una parte integral de cualquier proceso de estrategia en la nube", afirma Raj Bala. "Formular estrategias específicas de salida de la nube antes de comprometerse con cualquier proyecto o proveedor cloud es un paso clave para tomar decisiones de implementación en la nube equilibradas”.

3. Cuestionar la reducción de costes como principal impulsor para la adopción de la nube

El coste total depende del tipo de servicio en la nube y las características de las cargas de trabajo, y de las circunstancias específicas de la organización. "Como la mayoría de las organizaciones han adquirido experiencia con implementaciones reales en la nube, los beneficios se ven más en innovación y velocidad, en lugar de coste", apunta Bala.

4. Planificar posibles rutas a la nube

Para muchas organizaciones, una estrategia cloud debe planear varias rutas posibles a la nube, como el rehosting, que se utiliza para mover una aplicación, lo que significa un cambio mínimo y, por lo tanto, beneficios mínimos; la refactorización, que se utiliza para aprovechar servicios como bases de datos administradas en la nube en lugar de migrar bases de datos existentes a la nube y continuar administrándolas internamente, pero en otro lugar; y la reconstrucción, que se utiliza para recrear una aplicación estratégica con una arquitectura cloud nativa, lo que permite el uso de modelos de precios en la nube escalables y de pago por uso.

5. Comprender el modelo de responsabilidad compartida de la nube

Un cambio fundamental que introduce la computación en la nube es el concepto de un modelo de responsabilidad compartida. En la nube, las responsabilidades del proveedor se definen por las características y capacidades del servicio en la nube que se ofrece. La responsabilidad de la organización del cliente es aprovechar las capacidades del servicio en la nube dentro de los propios procesos de la organización para obtener el resultado deseable.

Según Raj Bala, "los clientes en la nube necesitan entender claramente lo que pueden esperar razonablemente de su proveedor y cuál es su propia responsabilidad. Además, dado que las habilidades y la experiencia son esenciales para el uso responsable de los servicios en la nube, las organizaciones deben facilitar la formación, la educación y, finalmente, la certificación de su personal que utiliza los servicios en la nube".

6. Diferenciar el enfoque para las tres áreas típicas de la adopción de la nube empresarial

Gartner ha observado tres áreas distintas de adopción de la nube: adopción de software como servicio (SaaS), para un acceso rápido a la funcionalidad estándar moderna; adopción de plataformas de infraestructura en la nube (CIPS), para la creación de nuevas funciones únicas; y la migración de aplicaciones actuales y heredadas. Al formular su estrategia en la nube, los arquitectos empresariales y los líderes de I&O deben adoptar una visión holística que aborde las compensaciones que deben hacer entre el control operativo y la gestión. El enfoque debe evaluarse para cada aplicación implementada en la nube.

7. Asumir el papel cambiante del Departamento de TI

No importa qué estrategia de estrategia en la nube decidan los arquitectos y los líderes de I&O, la estrategia implicará un papel cambiante para su organización interna de TI. Para Raj Bala, "normalmente, esto conduce a nombrar a un arquitecto cloud, establecer un centro de excelencia en la nube y establecer un grupo de agentes de servicios en la nube que actúan como intermediarios entre los responsables negocio y los proveedores de servicios cloud”.

Más información 

Cloud se ha convertido en la clave de las empresas que están abordando procesos de transformación digital y necesitan disponer de una infraestructura que les aporte la flexibilidad, la agilidad y la escalabilidad necesarias para crecer, al mismo tiempo que controlan los costes. Si quieres conocer cómo Linke, especialista en migraciones de sistemas a la nube, puede ayudar a tu organización a conseguir los resultados que espera de este modelo, solo tienes que seguir este enlace