Las pymes aún están lejos de conseguir una transformación completa y eficiente

  • Transformación digital

Pyme digital

Para asegurar su efectividad, debe hacerse de la mano de compañías expertas en la digitalización de empresas, que ofrezcan los medios necesarios para maximizar la disponibilidad, la continuidad y la seguridad de los sistemas IT, minimizando el impacto en el negocio.

La transformación digital se ha acelerado a un ritmo considerable durante los últimos años y aún más a causa de la pandemia. Sin embargo, los autónomos, las pequeñas y medianas empresas, que representan en torno al 98% del tejido empresarial de España, aunque han acelerado notablemente su proceso de digitalización, aún andan a la zaga. Esta es precisamente una de las razones por las que el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital ha lanzado el programa Kit Digital, ayudas que durante las primeras 24 horas de su lanzamiento solicitaron un total de 12.000 empresas de entre 10 y 50 empleados.

“Estas cifras demuestran el interés de las pymes en avanzar hacia una transformación digital conscientes de los beneficios que supone”, asegura David Carrión, director de la unidad de comunicaciones de fibratel, que destaca algunos de los aspectos clave en la digitalización de estas empresas:

--Presencia digital. Un buen punto de partida para comenzar con la digitalización de una empresa es mejorar su presencia digital. Así, es importante la creación de una página web profesional que transmita a los potenciales clientes de forma clara y concisa los productos y servicios que ofrece. Para ello, hay que conocer el público objetivo, optar por un diseño claro y accesible, así como ofrecer un contenido de valor. Igualmente, es importante cuidar los perfiles de las diferentes redes sociales y tomar estos como una forma directa para interactuar con el cliente final.

--Ecommerce. Se estima que las compras online crecerán este 2022 entre un 40% y un 50%. Esto significa que no tener un punto de venta digital puede implicar una reducción notable de ingresos. Además de contar con un hosting óptimo para la venta de los productos y servicios, es importante mantener una política híbrida para tienda física y online que permita, por ejemplo, la compra en la web y la devolución en el establecimiento. Igualmente, hay que seleccionar una empresa eficiente para la realización de los envíos, que ofrezca todas las garantías.

--Oficina digitalizada y virtual. Es un hecho que la pandemia ha impulsado el teletrabajo. Tanto es así que en torno al 15% de la población ocupada está teletrabajando. Esto ha llevado a las empresas a adaptarse para ofrecer a sus empleados las herramientas necesarias para llevar a cabo su trabajo desde cualquier lugar y en cualquier dispositivo. Por eso, es importante la creación de un smart space, acondicionando las salas de reuniones con pantallas, equipos de proyección, sistemas de micrófonos y de videoconferencia, pizarras digitales y todo el cableado necesario para conseguir este espacio inteligente.

--Ciberseguridad. Según advierte la Guardia Civil, cerca del 70% de los ciberataques en España están dirigidos a pymes debido a su vulnerabilidad. Esto demuestra la gran necesidad de estas empresas por apostar por un buen sistema de ciberseguridad, que logre identificar los riesgos para prevenir estos ataques. No es necesaria la inversión de grandes cantidades monetarias para adoptar un sistema de seguridad digital si no encontrar la solución que mejor se adapte a cada negocio. Las pymes tienen unas peculiaridades específicas que se pueden cubrir con el software adecuado dejándose asesorar por empresas expertas en la digitalización de negocios a todos los niveles.